domingo, 27 de febrero de 2011

Cementerios de París -Bustos y medallones -

Testas arrogantes, tristes, altivas, soñadoras, hasta sonrientes. Bustos y medallones que reflejan lo máximo posible a quien un día fue.
Esos bigotes , esos ropajes propios de su tiempo y ahora tan demodés pero que a mí me fascinan…me retrotraen al lejano pasado…
Actualmente no es tan común ver un busto y menos un medallón, pero en el siglo XIX, y bastante avanzado el XX, quien era de posibles (o tenía familiares o amigos pudientes) en su último lugar en la tierra se les podía ver inmortalizados en varios materiales como el mármol, hierro o en el melancólico bronce que con el paso de los lustros va adquiriendo ese color verde y va dejando con ayuda de la lluvia también esos regueros como si fueran lágrimas interminables, entre otros..
Los amigos y admiradores (quien los tuviera) contribuían mucho parece ser y para que no se olvidara nadie de ello siempre se dejaba inscrita la coletilla de “ses amis”.
En el cementerio del Père Lachaise hace unos pocos años desaparecieron varios bustos y medallones, entre otros obras de Auguste Rodin o Eutrope Bouret, piezas así deben valer una millonada, pero por lo último que se los ladrones fueron finalmente detenidos.















9 comentarios:

Esther i Toni dijo...

Siempre nos sorprendes por cómo puedes enlazar tus magníficas fotografias con estas asociaciones a temas concretos en los que nunca habíamos pensado en correponderlos.Te estimamos por ello y por más cosas:gracias por compartir tus opiniones.

Troba dijo...

Ojalá llegues a la tumba de César Vallejo, en el Montparnasse, y le mandes mis cariños.
Besos.

alejandro dijo...

Ratifico el comentario de Toni, siempre es un placer leerte y disfrutar tus monográficos. compartido!

Ksawery dijo...

¡Gran selección!

Quizá se echa de menos unos pies de foto identificando a los propietarios ya que si no parece el ¿quién es quién?...

Un abrazo.

María Jesús Blasco dijo...

Coincido con Ksawery, saber quienes son y la fecha de la obra para mí sería muy útil. Aún así, infinitas gracias por compartirlas.

Gata Chopada dijo...

Hola Mar, fantásticas fotos, hasta se puede oler el aire del ambiente.
¿Te has enterado de que se va a inaugurar en un pueblo de La Coruña un cementerio de colores?. Ya están todos los nichos vendidos.
Me encanta pasearme por las entradas de tu blog. Llego a sitios que por mi misma no alcanzaría.
Saludos.

Mar-Giverny dijo...

A todos daros las gracias. Ksawery y Mª Jesús no he puesto enlaces pues no son conocidos.
Abrazos a repartir:-)

APU dijo...

Hola Mar.
En efecto, hoy día no se ponen bustos, con las nuevas tecnologías la cosa ha cambiado mucho está la foto de toda la vida y creoq eu incluso hay gente qiue pone pantallitas con las personas fallecidas en movimiento al estilo de los cuadros de Harry Potter.
Un fuerte abrazo.

JFL dijo...

Los bustos es una bonita forma de perpetuar la imagen del difunto en la tierra. Recuerdo con especial interés el de Federico Chueca en Madrid.
Me ha gustado tanto el texto como las fotos.
Un abrazo Mar